Boca derrotó a Racing por penales en Lanús y jugará la gran final de la Copa de la Liga Profesional. Tras empatar sin goles el tiempo reglamentario, el Xeneize ganó 6-5 desde los doce pasos y definirá el torneo ante Tigre o Argentinos Juniors.

El equipo de Battaglia salió a jugar frente a la Academia sin tenerle miedo a una de las sensaciones del campeonato. Boca hizo su juego, aguantó atrás cuando debió hacerlo y se llevó a los vestuarios un empate sin goles que dejaba todo por definirse en la hermosa tarde sabatina de Lanús.

El ritmo del partido cayó en el segundo tiempo. A medida que pasaban los minutos, ambos equipos empezaron a mirar con mejores ojos los penales, por lo que la siempre angustiosa tanda de disparos desde los doce pasos llegó como consecuencia lógica de la dispuesto por ambos equipos en Lanús.

Ya en los tremendos penales, el Xeneize hizo pesar su jerarquía y abrochó el pasaporte a la gran final. Con marcador final de 6-5, convirtieron Rojo, Izquierdoz, Fernández, Benedetto, Villa y Varela, mientras que Rossi desvió el remate de Copetti. Además, el tiro de Insúa salió desviado.

Así las cosas, Boca se mete a una nueva definición, en este caso por la Copa de la Liga Profesional el próximo fin de semana en Córdoba ante Tigre o Argentinos Juniors. Antes de eso, el martes desde las 21:30 en la Bombonera, el Xeneize recibe a Corinthians por la fase de grupos de la Libertadores.

Anuncios

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.